Ucab Guayana vineta breadcrumb Noticias Guayana Actual

Clínica Jurídica de UCAB Guayana culmina con éxito asesorías a distancia

19-08-2020 18:42 por María Gabriela Mendoza

Tipos de casos atendidos en la Clínica Jurídica a distancia

Un total de 53 consultantes fueron recibidos en la Clínica Jurídica de la UCAB Guayana en el período académico 2020-25, atendidos por 16 estudiantes de noveno y décimo semestre de la escuela de Derecho.

 

Durante más de tres meses se atendieron consultas por medios virtuales. Luego de analizar la factibilidad del programa en medio del distanciamiento social, la Clínica Jurídica gratuita se desarrolló cabalmente, incluso llegó más allá de las fronteras de Ciudad Guayana, asistiendo a personas de varios estados de Venezuela.

 

La Clínica Jurídica es una práctica profesional para estudiantes de los últimos semestres de la escuela de Derecho de la Universidad Católica Andrés Bello (UCAB). En la extensión Guayana, 16 estudiantes fueron distribuidos en cuatro equipos por la profesora Minelvis Martínez, coordinadora de Responsabilidad Social Universitaria de la Escuela y administradora del correo electrónico y línea telefónica para consultas de la Clínica.

 

 

Cambios en la dinámica

 

Desde el 2002 las asesorías legales se prestaron de forma presencial. Los alumnos acudían a centros sociales de la ciudad para atender a personas que no podían pagar los honorarios correspondientes. No obstante, dada la pandemia por la COVID-19, la UCAB se vio obligada a trasladar sus procesos administrativos y académicos a la presencialidad remota, modalidad también asumida por la Clínica Jurídica.

 

Entre los retos del equipo estaba el asegurar la divulgación de la activación del programa y la manera de llegar a los interesados. Para solventar ambas situaciones se apoyaron en las redes sociales y medios digitales, cosa que generó buenos resultados.

 

La profesora Martínez indicó que el protocolo seguido consistió en recibir la solicitud y luego  intercambiar información preliminar sobre el caso, para decidir si podía ser atendido por la Clínica o no. Luego de aprobarlo, se le indicaba al solicitante que en 48 horas un miembro del equipo le brindaría la asesoría correspondiente.

 

A continuación, la administradora de la línea telefónica asignaba el caso a uno de los cuatro equipos. Ellos debían encargarse de llamar al consultante, estudiar su caso, llenar una planilla de control e informar a la profesora Martínez los avances y -en caso de ser necesario- contactar a otro profesor. Todo esto fue manejado junto con una matriz de control para evaluar el seguimiento y la respuesta.

 

Atención fuera de Guayana

 

Desde el 25 de mayo hasta el 18 de agosto de 2020 se recibieron 53 solicitudes de asesoría jurídica, de las cuales 41 fueron presentadas a través de WhatsApp y 12 vía correo electrónico. Los divorcios y temas de sucesión fueron los casos más recurrentes.

 

“A pesar de la imposibilidad de acudir físicamente, realizar la dinámica virtual nos permitió igualmente llegar a la población que necesitaba una asesoría legal”, comentó la profesora Minelvis Martínez. Aunque no hubo experiencia cara a cara, se logró establecer contacto vía telefónica para profundizar el caso y brindar las posibles soluciones.

 

La profesora Martínez considera que fue una experiencia que dejó muchos aprendizajes a los muchachos y, pese a la diferencia en la dinámica con semestres anteriores, la comunidad no quedó desatendida.

 

De las 53 personas atendidas, dos residen en Caracas, y uno en el estado Miranda; a ellos se les remitió a la Clínica Jurídica de la UCAB Caracas; otra fue desde Puerto La Cruz y una más desde Maturín, estado Monagas. Esto demuestra un mayor alcance bajo esta modalidad.

 

Dentro del proceso, los estudiantes se mostraron comprometidos en la labor de asesorar y la comunicación fue fluida entre todos los miembros del programa. De esta manera, se dio una atención efectiva en menos tiempo y la experiencia significativa incide en la formación integral de los futuros abogados ucabistas.

 

 

Texto: María Gabriela Mendoza

Gráfico: Cortesía escuela de Derecho

 

Volver